Mango, el Patrón dememoriado

El Ministro Marcelo Mango definió de manera unilateral enviar a las escuelas una propuesta salarial incompleta y falaz.  Resulta paradójico que el Ministro de Educación y Derechos Humanos, viole  los principios básicos de respeto a los derechos de las/os trabajadores/as y los espacios orgánicos de discusión, pues el compromiso asumido con UnTER, al fijar un cuarto intermedio para el lunes 17 de marzo, fue  completar la información aportando las grillas correspondientes, que permite evaluar el verdadero impacto del aumentos por cargo y antigüedad.

Este acto, que Mango pretende disfrazar como un gesto de apertura, en realidad es una actitud autoritaria y extorsiva,  dice que respeta a la organización sindical, pero desconoce los espacios de discusión, primero los cierra y después pretende que se apruebe el acta que él escribió,  sin  aportes ni modificaciones.  Si a esto le sumamos que la comparación que presenta es con el salario del 2011, es una burla al buen criterio del conjunto. No hace falta ser un experto contable para deducir que  el 24,89 % no es un aumento sino una recomposición salarial que ni siquiera compensa la pérdida del poder adquisitivo del último año.

Resulta difícil reconocer en este hombre, al militante sindical que, poco tiempo atrás, peleaba por un salario digno, denostaba a la patronal porque cerraba cargos y repitió como una letanía las 12 Recomendaciones para Riesgos del Trabajo para que el derecho social a la educación se diera en condiciones dignas de salubridad e higiene.  No le costó calzarse los zapatos de patrón, tal vez porque también es su paso dentro del sindicato apenas llamó a congreso, boicoteo los pocos que se hicieron y desoyó los mandatos, eso sí se rodeó de los mismos obsecuentes que ahora lo siguen en el ministerio.
   
Hasta el momento, desde UnTER seguimos abiertos al debate, pero  solamente respondemos a los mandatos de las bases, como dirigentes de una organización que se distingue por su democracia interna,  no firmamos ningún acuerdo con la patronal sin antes discutirla en asambleas y congresos, quedamos a la espera de la propuesta superadora  con las grillas y revisiones que se expusieron antes del cuarto intermedio para distribuirlas inmediatamente y una vez tomada una resolución presentar la respuesta al gobierno.

Ahora bien, si Mango decide patear el tablero y romper con estos códigos básicos, que no nos pida tranquilidad ni buenos oficios, paciencia no es lo mismo que pasividad y la tolerancia tiene sus límites.    

Roca, Fiske Menuco, 14 de marzo de 2014

María Inés Hernández - Secretaria de Prensa, comunic y cult
Mario Floriani - Secretario General


Fuente:

Imprimir Tw F G+