Odarda denunció a Weretilneck y a Pichetto por abandono de personas en chacras de Guerrico

La candidata a gobernadora por el Frente Progresista por la Igualdad y la República, Magdalena Odarda, reiteró hoy que "por más que nos quieran convencer de los contrario, la explotación de petróleo por el sistema de fracking y la producción frutícola, no van de la mano, no pueden convivir, no son compatibles y la prueba clara es que el agua en Allen y Guerrico ya contiene restos de hidrocarburos".

Odarda, quien se encuentra recorriendo localidades del Alto Valle junto al candidato a legislador Jorge Ocampos, denunció que "en Allen mantuvimos un extenso encuentro con productores de fruta y vecinos quienes en sus tanques y cisternas alojan agua con la presencia de un 0.10% de hidrocarburo, según los análisis que se realizaron".
"Esto ocurre a unos pocos meses de iniciado el fracking en la zona, sin llegar a ser una explotación intensiva como pretende YPF, los ciudadanos ya están obligados a convivir con el agua contaminada, algo de lo que venimos alertando desde hace bastante tiempo. ¿Y qué responde el gobierno ante este inocultable hecho?: no es tanto", indicó.
La también senadora nacional lamentó que "los productores de Allen, en "la capital del gas no convencional", no sólo tengan que comprar agua potable para poder consumir sino que, como una gran paradoja, no tienen gas natural y ya comienzan a sentir el frío y esta misma situación la pudimos corroborar en charlas con productores de Guerrico".
Odarda no negó la posibilidad de que los productores "recurran a la Justicia para recuperar los derechos esenciales que quieren ser arrebatados por la ambición extractivista de las empresas y recaudatoria del gobierno nacional, quien está demostrando porqué deja a la deriva y sin políticas de fondo a la fruticultura".
Reiteró que "los impactos ambientales del fracking, en especial en las zona de producción son insoslayables y no seremos cómplices de daños irreversibles".
También se refirió a la inseguridad y dijo "que llevara adelante políticas de seguridad rural para proteger a los chacareros del Alto Valle de los robos y asaltos que sufren en sus hogares". "La seguridad debe llegar a las chacras también, además de las ciudades".
En ese sentido Odarda propuso la creación y fortalecimiento de la Policía Rural, que pueda circular en las zonas de chacras previniendo los robos, con un sistema de  seguridad electrónico que desde cada chacra esté conectado con la comisaría o destacamento más próximo. Además, la dotación de vehículos especiales que circulen por las calles rurales.
 


Fuente:

Imprimir Tw F G+