Lanzan el sistema telefónico para controlar el ausentismo docente

La ministra Silva afirmó que “estará listo para después de las vacaciones”. Los trabajadores deberán comunicar sus inasistencias a un 0800.

El gobierno provincial estima un pago de $ 40 millones mensuales por las designaciones de suplentes entre junio y septiembre de este año.

El sistema telefónico de registros de ausencias por enfermedad y la asignación de nuevos docentes se pondrá en marcha entre agosto y setiembre. Educación anuncia “un gran dispositivo de control y monitoreo” de esas licencias, a partir de la concentración de la información y la decisión de la cobertura de las vacantes.

La cartera educativa desembolsa actualmente unos $ 40 millones mensuales por las designaciones de docentes suplentes.

El nivel de ausentismo docente y su costo es un tema reiterativo en el gabinete, planteado por el ministro de Economía, Isaías Kremer. Ya en enero, el gobernador Alberto Weretilneck adelantó cambios en el procedimiento de la información y la autorización de los nuevos cargos. En cambio, el gremio Unter siempre rechaza estos cambios, focalizándose en otros factores, como reclamar atención y prevención integral para los docentes.

El nuevo procedimiento “ya estará listo para después de las vacaciones” para su puesta en marcha “en agosto o setiembre”, según adelantó la ministra Mónica Silva a “Río Negro”.

La funcionaria manifestó que “ese gran programa, que se denomina Sistema de Información Docente (Sidoc), es completo y complejo” por la disponibilidad de los registros. “La última parte fue desarrollar el 0800, que ya acordamos con Obras Públicas, y así estamos en condiciones de empezar después de las vacaciones”.

La ministra enfatizó que Educación “solamente modifica el procedimiento porque las normativas vigentes y los acuerdos paritarios se mantienen”.

Información concentrada

El objetivo prioritario es concentrar información y resolución, actualmente descentralizada en directores, supervisores y delegados. Definió que el sistema pretende “claridad de presencia y ausencia” de los docentes, como también, “cómo se otorgan las licencias”. Se prevé un “gran dispositivo de control y monitoreo”.

El Sidoc -cuenta Silva- dispondrá de “información de la totalidad de los docentes que revistan en cada escuela, con ausencias y presencias diarias”. Deberá informar al 0800 y se registrará qué afección presenta, “su identificación y el certificado del médico, y después se informará a las supervisiones sobre la licencia habilitada”.

Adelantó que “el sistema es de desarrollo propio de Educación, con el auxilio telefónico del 0800. Posteriormente “se complementará con una web center, en la cual se cumplirá con la denuncia, la presentación de las certificaciones y la gestión de la licencias”.

La funcionaria evitó estimar qué impacto económico tendrá esta modificación pero afirmó que el desembolso total por licencias estará en los 40 millones mensuales de junio a septiembre, que “son los meses -tradicionalmente- con mayor número de inasistencias”. Diferenció las licencias normales frente a las de largo tratamiento, que exigen de la intervención de las Juntas Médicas, dependientes de la Función Pública.


Fuente:

Imprimir Tw F G+